martes, 22 de noviembre de 2016

La vida

Hola flamencos míos. Se que me pasó por aquí de vez en cuando pero os prometo que me encantaría que fuera más seguido. Muchas veces es por falta de tiempo, motivación o las circunstancias.
Este año se está demostrando que no esta conmigo, bueno este y el anterior. Han sido unos meses llenos de cambios y sobre todo de ver la vida. Esa vida que soñamos día a día, tan ideal perfecta pero que al fin y a cabo se queda en sueños, aunque si es cierto que hay cosas que se cumplen.
En estos casi dos años de cambios radicales, me di cuenta que antes del "yo" está el "ustedes" y viceversa. He aprendido a comprender muchas situaciones y decisiones, el encaminar mi vida hacia algo que no tenía ni pensado, valorar mi tiempo, que las amistades muchas veces pueden ser tóxicas y el estar con la familia.
A día de hoy, me di cuenta que todo lo anterior tiene importancia en mi vida pero antes de todo ello y para lograrlo, está mi felicidad. Tengo que estar a gusto con mis decisiones, sueños y decisiones, ver el que es bueno para mi y lo que tengo que dejar a un lado.
Los cambios nunca gustan a nadie, pero todo fin tiene un comienzo y este es el fin, el fin a un sin fin de decisiones que me pueden dar unas cosas materiales como es mi trabajo actual pero no la felicidad, mi creatividad, el poder viajar en mis ideas, pero que sin él, volvería a ser la alocada, chisposa y risueña flamenca que todos conocéis.

Con todo esto, quiero que reflexionemos sobre las decisiones que tomamos en el día a día y si nos aportan. Trabaja en lo que te apasiona, juntate con aquellos que te aportan y no te restan, viste como te lo pida tu interior...¡SE TU MISMA/O!

No hay comentarios:

Publicar un comentario